Correas Flejes

Uno de los elementos que más se estropean en una persiana (y a los que hay que prestar una atención más personalizada) son los flejes tirantes y las correas para ellos. Para que te puedas hacer una idea, un fleje no es otra cosa que un accesorio empleado en el mecanismo que se encarga de unir la persiana con el propio eje. Consiste en una chapa hecha de acero con recubrimiento de PVC con la suficiente dureza como para asegurar toda la estructura pero, a la vez, confeccionada con una estructura que no va a marcar las persianas. Tiene unas “aletas” especiales que se unen al eje y así no tiene que perforar el propio tubo de enrollamiento. Este tipo de mecanismo se utiliza normalmente en las persianas de aluminio.

Los mejores técnicos a tu servicio

En cuanto tengas algún problema relacionado con las persianas de tu casa, lo primero que deberías hacer antes de agravar más, es ponerte en contacto con nosotros. En el mínimo tiempo posible te enviaremos un técnico a tu casa para que pueda solucionar el problema cuanto antes. Nuestro equipo está especializado en la reparación de persianas así como en todos los accesorios que la integran (por ejemplo, correas flejes). El técnico analizará cuál ha sido el problema y utilizará una posible solución. Para que estés tranquila, en todo momento te indicará cual es el proceso que va a seguir y el motivo de porque se ha producido el problema. Lo más habitual es abrir la caja de la persiana para poder bajarla del todo. A continuación se procede a quitar los flejes y/o las correas que puedan tener. A continuación extraen el eje y proceden a desmontar el mecanismo ya sea de cable o de correa. Es entonces cuando se determinará lo que hay que hacer: si el mecanismo se ha averiado por el paso del tiempo, seguramente procederán a la instalación de otro nuevo. También puede ser que la correa esté ya algo desgastada y, aunque no ha llegado a romperse todavía, si sigue de esa manera puede llegar a hacerlo. Es por eso por lo que te recomendarán el cambio por una nueva. Si ya se ha roto no pasa nada ya que directamente colocarán una nueva. Una buena forma para conseguir arreglar la persiana mucho antes de lo que te podías haber imaginado.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR